2021

Sujetos

Clubhouse, una mezcla entre plataforma de podcasts en vivo y sala de conferencias virtual, utiliza los servicios de una startup china llamada Agora Inc, cuya sede está en Shanghái, para proveer toda su infraestructura de backend. Los identificadores de cada usuario y de las salas en las que participa son transmitidos en texto plano, y no ofrece tampoco ninguna garantía de que los audios se almacenen de forma segura. La aplicación pide al usuario que comparta con la plataforma toda la información referente a sus contactos (incluidos los que no usan la plataforma), lo que le permitiría obtener su grafo social y asociarlo a su comportamiento. Se utilizan dark patterns, como el de exclusividad (app solo disponible para iPhone y falsa ilusión de escasez mediante invitaciones) y de usabilidad (botón para pemitir acceso a los contactos sin la opción de rechazar). The Guardian · Stanford Internet Observatory · Lourdes Turrecha en Medium